Autónomos que trabajen en casa podrán deducirse suministros de luz,agua o gas

Una reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad de Madrid, contradice el que hasta ahora venía siendo el criterio adoptado por la Agencia Tributaria en cuanto a las deducciones de los trabajadores autónomos.

Éste sólo permitía a los trabajadores por cuenta propia o autónomos, deducirse los gastos derivados de la titularidad de la vivienda cuando ejercían su actividad en ella, como son, el pago de la hipoteca, el IBI, la cuota de la comunidad de propietarios y la tasa de basuras, deducción que sería proporcional al espacio del inmueble usado para la actividad laboral.

Sin embargo, se afirma en la sentencia que “La Sala no comparte este criterio. En efecto, no se discute que la normativa admite la afectación parcial de la vivienda a la actividad económica, por lo que no es lógico negar la deducción de aquellos suministros sin los cuales no es factible esa utilización”. Hacienda establecía una condición difícil de cumplir para la deducción de tales suministros, como es la vinculación exclusiva del consumo a la labor profesional, lo que requeriría contadores y contratos de suministros independientes para diferenciar la actividad empresarial o profesional, de la privada.deducciones autónomos

En definitiva, esta Sentencia, dictada a favor de un contribuyente, avala que los autónomos que ejercen su labor en casa, puedan deducirse una parte de los gastos de suministros, como podrían ser la luz, el gas, la calefacción, el agua y el teléfono. Esto no obliga a Hacienda a modificar su criterio, pero abre una puerta a aquellos autónomos que quieran recurrir las liquidaciones en las que se niegue esta posibilidad, así como a solicitar rectificaciones de declaraciones ya presentadas, para incorporar, con argumentos de peso, este nuevo criterio.

Desde Prevención Legal animamos a estos trabajadores por cuenta propia, a que soliciten la rectificación de las declaraciones ya efectuadas, y a que se deduzcan los suministros para las próximas, pues pese a que, previsiblemente la Agencia Tributaria rechace tales pretensiones, existe la posibilidad de pleitear para que se imponga la tesis adoptada por esta relevante Sentencia, reduciendo así los gastos fiscales a los que han de enfrentarse.